Abren en EU centro de acopio para ayuda a Venezuela

El líder opositor Juan Guaidó anuncia la apertura, en Miami.

Miami, 16 de febrero de 2019.- El jefe de la Asamblea Nacional de Venezuela y líder opositorJuan Guaidó, anunció la apertura del cuarto centro de acopio para ayuda humanitaria en Miami, mientras sus seguidores se preparaban el sábado para organizar a los más de 200 mil voluntarios que se espera que participen en el ingreso y distribución de la asistencia, con la intención de que inicie el 23 de febrero.

Hasta la fecha no se ha informado cómo se dará el ingreso a suelo venezolanode la ayuda internacional.

El presidente Nicolás Maduro ha descartado permitir la entrada de los cargamentos de alimentos y medicinas, alegando que están contaminados y son cancerígenos, aunque no ha presentado evidencias.

En una entrevista, el mandatario expresó que cualquier avión, barco o camión que traiga cualquier producto tendrá que cumplir con las normas y pedir los permisos sanitarios.

El que no solicite eso, sencillamente no puede entrar al país de manera pacífica y legal”, agregó.

Guaidó, quien se declaró presidente encargado de Venezuela, tuiteó la noche del viernes que el centro de Miami se utilizará para que los miles de venezolanos que viven en el exterior puedan sumarse a la iniciativa que promueve la Asamblea Nacional, de mayoría opositora, con el apoyo de Estados Unidos, Colombia, Brasil y varios países europeos.

El nuevo centro de acopio en la ciudad de Florida se suma a los otros tres que se instalaron en la ciudad colombiana de Cúcuta, la localidad brasileña de Roraima y la isla caribeña de Curazao.

Se espera que un segundo cargamento con toneladas de comida proveniente de Estados Unidos arribe el sábado al centro de acopio de Cúcuta, el cual será transportado por primera vez en aeronaves militares estadounidenses.

El envío de la ayuda estadunidenses se da en momentos en que Washington sigue incrementando las presiones contra el gobierno de Maduro. (Excelsior).

Publicado el: 16 febrero, 2019

Vistas: 65