Luz verde a la Guardia Nacional, pero con reservas

La Senadora Verónica Camino aclaró que su bancada aprobará la medida si el nuevo cuerpo de seguridad no es 100% militarizado.

Mérida, 11 de enero del 2019.- La Senadora del Partido Verde Ecologista de México (PVEM), Verónica Camino Farjat, comunicó que los legisladores de su bancada están dispuestos a aprobar la Guardia Nacional siempre y cuando ésta no sea 100% militarizada y si se garantiza que no intervendrá en los estados sin autorización de los gobernadores. Insistió en que ese nuevo cuerpo de seguridad debe ser “auxiliar” y no   “una absorción completa de la federación”.

En entrevista, Camino Farjat recordó que esta semana iniciaron los foros en la Cámara de Diputados del Congreso de la Unión para analizar la pertinencia de que el Ejército intervenga en tareas de seguridad. En ellos han participado miembros de la sociedad civil organizada, presidentes municipales y gobernadores.

Al respecto, la senadora afirmó que es una necesidad que el Ejército esté en las calles y que la creación de la Guardia Nacional daría garantías a las Fuerzas Armadas para desempeñar labores de seguridad. Sin embargo, recalcó que tal y como está plasmada en la propuesta implica una “absorción completa de la federación”, por lo que los senadores de su partido solo aprobarían el proyecto si se realizan una serie de modificaciones al mismo.

Señaló que el cuerpo de seguridad no debe ser 100% militarizado porque “le quitaría el foco a un civil”. Añadió que el “híbrido” que se pretende crear debe contar con especificaciones y garantías desde ahora –que se pretende modificar la Constitución- y no por medio de leyes secundarias ya que en ese caso, no se necesitaría mayoría calificada para aprobarlas. “Si crean especificaciones en leyes secundarias se podrían aprobar por mayoría simple y sería muy fácil. Hay un juego político interesante en ese aspecto”, dijo.

A su vez, indicó que se deben establecer garantías para que la Guardia Nacional no intervenga en los estados sin autorización de los gobernadores. “Debe ser asumida como un auxiliar, es decir, en el momento en que la fuerza del municipio o del estado no sea suficiente, debe entrar de manera supletoria”, insistió.

Finalmente, mencionó que diversos alcaldes del país están preocupados porque el artículo VII Transitorio de la creación de la Guardia Nacional establece que pasados dos años se evaluará a dicho cuerpo de seguridad y posteriormente el 20% del presupuesto de seguridad de cada ayuntamiento será destinado a la Guardia.

Aunque admitió que algunos cuerpos policiacos municipales “son deficientes”, y subrayó que la mencionada medida es una violación a la autonomía municipal. “La autoridad municipal es la que mayor responsabilidad tiene. Sí es cierto que necesitamos la Guardia pero por otra parte necesitamos trabajar con los ayuntamientos; no puede haber en una ley una amenaza tal a la soberanía y autonomía de las autoridades municipales”, concluyó. (Lilia Balam).

Publicación Anterior:
Siguiente Publicación: