Venden dos lagunas en Tulum

Cuestionan a asamblea ejidal donde se logró la aprobación de esa transacción

Tulum, 18 de diciembre de 2018.- Con un enganche de 400 mil pesos, de un pago total de 2 millones 500 mil pesos a cada uno de los 120 integrantes del Ejido Tulum, un operador político del regidor priísta Marciano Dzul Caamal, de nombre Farid Josué Cahuich Ramírez, logró que se aprobara en Asamblea la venta de dos lagunas: Ka’an Luum (tierra amarilla) y La Unión, donde se pretende desarrollar un exclusivo fraccionamiento residencial.

Actualmente existe actividad ecoturística en la Laguna Ka’an Luum, ubicada a 12 kilómetros de la cabecera municipal de Tulum rumbo a Felipe Carrillo Puerto; la entrada está tazada en 50 pesos. Ahí se pueden desarrollar actividades de kayak, paddle o paddle, además de buceo dentro del cenote de aproximadamente 82 metros de profundidad.

De acuerdo con denuncias vertidas por participantes, que calificaron la asamblea como amañada por los órganos de representación ejidal del núcleo agrario Tulum, en contubernio con el presidente Ejidal, Santiago Pech Cahuich, la venta de las lagunas fue concretada por un total de 350 millones de pesos, donde en los terrenos que abarcan las hectáreas se encuentran cenotes, los que comunican con el Gran Acuífero Maya, que se encuentra en peligro, por la contaminación del agua.

Aunque de acuerdo al Programa de Ordenamiento Ecológico Local (Poel), el área de la “Laguna Ka’an Luum” y “La Unión” tienen densidad cero, un grupo de empresarios, con la intervención de Marciano Dzul Caamal pretende cambiarla para generar un desarrollo residencial que les dejará ganancias por millones de pesos, mientras que a los comuneros todavía no les dicen cuándo les pagarán los 2 millones 100 mil pesos que les restan.

“Este lugar es de 90% de humedales. Esta zona está en el próximo Programa de Ordenamiento Ecológico Local, como cero densidad y densidad de una vivienda”, informó la fuente.

Pero no solo los ejidatarios fueron engañados con una “carnada” de 400 mil pesos, sino que también se le tuvo que “untar la mano” a la mesa directiva del ejido, a los que se les prometió 30 millones de pesos más, apenas empiecen a cobrar a los primeros interesados en el desarrollo; “en el Ejido Tulum está el dignatario Maya Nicasio Canché Catzin y es incondicional de Marciano Dzul Caamal”.

No fue sino hasta después de la amañada asamblea de ejidatarios cuando se dieron cuenta de que lo que estaban vendiendo era las dos lagunas del ejido, una que está a seis kilómetros de la mancha urbana y la otra a 12.

Pero esta no es la primera vez que el regidor Marciano Dzul realiza este tipo de actividades, de subdividir y fraccionar la tierra, para venderla a precios exorbitantes, ya hay varios desarrollos donde se sabe le quita los terrenos a los que no pueden pagar, aunque tengan viviendas ya construidas.

“Esta operación que hicieron ayer es otra maniobra del exalcalde Marciano Dzul, donde simulan la compra pagando un precio irrisorio por las dos lagunas y los cheques salen a nombre de Farid Cauich”, se denunció.

Desde hoy lunes, ya varios inconformes empiezan a organizarse para solicitar la ayuda al Registro Agrario Nacional (RAN), problema que llevarán a la oficina del recién nombrado representante del gobierno federal de los programas de desarrollo, Arturo Abreu Marín. (Noticaribe)

Publicación Anterior:
Siguiente Publicación:

Publicado el: 18 diciembre, 2018

Vistas: 133