América, la bestia negra de los Pumas

En duelos de liguilla celebrados en el Estadio Azteca, los azulcrema nunca han perdido frente al club universitario.

CIUDAD DE MÉXICO. 03 de diciembre de 2015.– Perder en el Estadio Azteca un enfrentamiento de repechaje o liguilla ante los Pumas es algo que no ha sufrido el América en su historia. Una y otra vez ha sido una piedra para las aspiraciones de su enconado rival universitario.

Han sido siete los enfrentamientos que han sostenido los contendientes dentro del Coloso de Santa Úrsula en eliminatoria directa, de los cuales las Águilas ganaron cinco por dos empates, con un saldo a favor en cuanto a goles marcados, con 13, por cinco de los felinos. Supremacía nítida.

En la final del torneo 1987-88 el América ganó 4-1, en la final del torneo 1990-91 lo hizo por 3-2, en el repechaje de la temporada 1995-96 por 2-0, en los cuartos de final del Clausura 2013 por 2-1 y en los cuartos de final del Apertura 2014 por 1-0. En cuanto a los empates, el primero se dio en la final de la temporada 1985-85, donde quedaron 1-1, y en las semifinales del Verano 2002 por 0-0.

En el juego de esta noche, el club azulcrema buscará mantener la racha de resultados positivos inspirado por la sobriedad con la que superó al León en los cuartos de final (global a favor de 5-3), pero también empujado por lo duro que fue para los felinos llegar a dicha instancia (empate de 1-1 frente al Veracruz en el global).

Ignacio Ambríz llega al enfrentamiento con equipo completo por primera vez en el torneo, después de que Andrés Andrade cumpliera su partido de suspensión que le impidió jugar la vuelta frente al León, además de que el mediocampista Rubens Sambueza se recuperó en su totalidad de una gripa que le impidió entrenar el lunes pasado.

América jugará esta serie ya con la mente puesta en el Mundial de Clubes de Japón, al cual partirá el lunes próximo. Si avanza a la final la liga se parará para que se juegue los días 23 y 27 de diciembre y en caso de que no sea así seguirá su curso planeado.

Qué mejor que llegar con ritmo a Japón. Tenemos esos dos partidos que los vamos a usar como preparación y ojalá que tengamos la oportunidad de llegar a la final para irnos y después regresar disputar el título”, comentó el portero Moisés Muñoz, quien además aseguró que cuentan con el potencial para triunfar en ambas competencias.
Del lado felino, existe la tarea de marcar de visitante y, en la medida de lo posible ganar su primer partido en el Azteca en liguillas. También está el deseo de desquitar las eliminaciones sufridas.

Ya son cuatro veces que nos echan en liguilla en torneos cortos, es una oportunidad de revancha para nosotros que espero se pueda dar”, dijo David Cabrera.
Seguridad máxima en el clásico

Con el fin de evitar actos de violencia entre los aficionados de América y Pumas, se llevará a cabo un operativo de seguridad en el que participarán nueve mil 400 efectivos.

La Secretaría de Seguridad Pública del DF dispondrá de siete mil elementos previo, durante y posterior al juego, con un énfasis especial en resguardar el orden de las porras de ambos clubes, a las cuales vigilará de cerca en todo su traslado al inmueble.

La Policía Auxiliar colaborará con mil 800 efectivos y de seguridad privada serán 600.

Se recomienda a los asistentes llegar con antelación. Las puertas  del estacionamiento se abrirán a las 12:30 horas y las de ingreso al Estadio Azteca, a las 14 horas.  Habrá revisiones meticulosas.

Los seguridores del América entrarán por los accesos que dan hacia la avenida Tlalpan, mientras que los felinos lo harán por avenida Insurgentes.

La llamada barra Rebel se concentrará en las inmediaciones del metro Universidad y de ahí saldrá en 50 camiones rumbo al estadio Azteca en punto de las 15:00 horas. (Excelsior)