México, cementerio de periodistas

Panelistas señalan que para ver la democracia de un país, basta medir su libertad de expresión

Mérida, Yucatán, a 20 de septiembre.- Erika Guevara Rosas, Premio Nobel de la Paz 1997, y actualmente representante para América Latina de Amnistía Internacional, afirmó que México continúa como el país donde más periodistas son asesinados, lo cual amenaza la paz y el derecho a la libertad de expresión.

Durante la mesa panel “Responsabilidad de los Medios Globales en la Preservación de la Paz”, la activista indicó que en América los periodistas se juegan la vida por denunciar las violaciones a los derechos humanos; en el caso de México es la nación más peligrosa para los comunicadores y en lugares como Nicaragua y Venezuela se ven obligados a huir de sus países.

“Los medios de comunicación tienen el deber de denunciar los casos de corrupción y los abusos a la sociedad, donde la protección a los medios independientes es urgente”, indicó.

Por su parte, Jody Williams, Premio Nobel de la Paz 2011, indicó que hay que ser críticos con el uso de las redes sociales, en especial el facebook y el twitter, “porque los dueños se han hecho ricos con ataques de racismo, odio y noticias fake, y que son mentiras que repetidas se vuelven una realidad”.

“Necesitamos demandar a facebook y twiter sino hacen lo correcto, apegados a la realidad. Hay una radicalización en redes sociales en contra de los periodistas, y esos es una amenaza muy fuerte”, indicó.

En su turno, la yemení Tawakkul Karman, galardonada en el 2011, aseguró que si se quiere medir la democracia de un país se tiene que medir la libertad de expresión.

“En Yemen, mi país, durante la dictadura, la libertada de expresión estaba muy limitada, pues no había derecho a tomar fotografías y se impedía el trabajo periodístico. Yo levanté el slogan libertad de expresión y exigí que los ciudadanos deben ser los dueños de sus canales y estaciones de radio y televisión”, manifestó.

Recordó que durante la Primavera Árabe, el servicio de telefonía móvil alcanzó a a miles de personas en Yemen, “por lo que puedo afirmar que la paz no significa solo detener la guerra, sino también luchar contra la opresión y la injusticia”.

Jorge Euán

Publicado el: 20 septiembre, 2019

Vistas: 126