Recorte a la educación para adultos

Tras los sismos, oficinas centrales del INEA hará ajustes presupuestales

Mérida, Yucatán, 22 de octubre del 2017.- El director del Instituto de Educación para Adultos del Estado (IEAEY), Juan Carlos Cervera Pavía informó que por los daños ocasionados por los sismos que ocurrieron el mes pasado en el centro del país, la dependencia a su cargo “sufrirá” un recorte del 30% a su presupuesto anual.

De acuerdo al funcionario, este año se habían presupuestado 40 millones de pesos para el Instituto. Ya se recibió el 60% de ese recurso, sin embargo el 40% restante tendrá ajustes según lo decidan las oficinas centrales del Instituto Nacional para la Educación de los Adultos (INEA).

Recalcó que estas modificaciones no causarán que se “sacrifique” algún programa, pero tal vez sí deban limitar esquemas de difusión. “Lo único que haremos es ahorrar, hacer mas eficiente el servicio y buscaremos aliados para que nos ayuden a llegar a adultos que quieran salir del rezago, que inviertan en lo que nosotros no podemos invertir”, explicó.

pavia

Comentó que ya realizan gestiones ante el Gobierno del Estado para “obtener lo suficiente y poder cerrar el año bien”.

De igual forma, negó que los recortes en los recursos afecten la meta propuesta para este año, que es otorgar certificados de educación primaria y secundaria a 27 mil adultos yucatecos. Hasta el corte del 30 de septiembre, se habían certificado aproximadamente 22 mil personas, mientras que otros 10 mil yucatecos ya saben leer y escribir.

Cervera Pavía añadió que el año pasado 64 mil 400 personas se certificaron, con lo que Yucatán se posicionó en primer lugar a nivel nacional en el rubro. Cabe mencionar que la meta para el 2016 fue de 7 mil yucatecos. “Vamos  a hacer lo posible por superar las expectativas este año”, sostuvo.

Agregó que en lo que va de la administración, 120 mil yucatecos han salido del rezago educativo, pero aún quedan cerca de 500 mil personas en esta situación.

El titular del IEAEY detalló que en aprender a leer y escribir, un adulto tarda en promedio de 3 a 6 meses, mientras que para certificarse pasan de 4 a 8 meses. “Hay adultos que no concluyen pero no porque el servicio sea deficiente, más bien se retiran por diversos motivos”, puntualizó. (Lilia Balam)

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*