Se cumplirán medidas ambientales para el parque eólico

El delegado de la Semarnat Jorge Carlos Berlín Montero, dijo que hay que darle facilidades a las empresas para que se establezcan en Yucatán siempre y cuando respeten al medio ambiente 

Mérida, Yucatán, 27 de febrero de 2014.- Al señalar que los permisos para la construcción del parque eólico de Dzilam de Bravo deberán estar listos a mediados de marzo, Jorge Carlos Berlín Montero, delegado de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) en Yucatán, dijo que se le dan facilidades a empresas como ésta para que se establezcan en el estado, siempre y cuando respeten la armonía ambiental de la región.

 

El funcionario federal declaró que actualmente se encuentran en la etapa final del estudio de impacto ambiental de dicho parque, por lo que sería el próximo mes cuando esta Secretaría presente la autorización para su edificación.

 

Dijo que le hicieron algunas precisiones –de carácter ambiental- a la empresa Vive Energía-Eólica del Golfo, para que amplíe su documentación y pueda tener los elementos para que haya una resolución final favorable a su proyecto.

 

En ese sentido, explicó que se tomó en cuenta las observaciones y aportaciones que presentaron grupos ecológicos “para enriquecer este proyecto desde el punto de vista ambiental”.

 

Agregó que en ningún momento los grupos ambientalistas tuvieron la intención de “echar para atrás al parque eólico”, más bien quisieron  participar ofreciendo elementos suficiente para que se obtenga un dictamen “lo más acertado posible”.

 

“Los ecologistas han buscado, precisamente, enriquecer y hacer recomendaciones cuidando que este impacto sea exitoso, desde el punto de vista económico, como pinta ser, pero también desde el punto de vista ambiental”, sostuvo Berlín Montero.

“El gobierno federal y el gobierno estatal somos los más interesados por cuidarlo y preservarlo, hay que procurar que se establezcan este tipo de empresas que vienen a cumplir una función muy importante para el estado, siempre y cuando estén en armonía con el medio ambiente”, señaló en entrevista.

El delegado de la Semarnat precisó que existe déficit de energía eléctrica en Yucatán, de tal modo celebró que “empresas internacionales de prestigio” se interesen en el estado y desarrollen proyectos como el parque eólico de Dzilam de Bravo.

“En Yucatán tenemos la capacidad eólica para producir energía,  este parque podrá  darle energía a 300 mil hogares, y además es limpia y abaratará los costos, por eso podrán beneficiar a la familias; hay que dar facilidades (a las empresas) respetando el medio ambiente para que se puedan establecer”, insistió.

Berlín Montero recordó que con el parque se conduciría energía desde Dzilam de Bravo hasta la subestación de la Comisión Federal de Electricidad en Temax, según convenios que establezca la empresa con la paraestatal. (Herbeth Escalante; foto de Lorenzo Hernández)

Publicado el: 27 febrero, 2014

Vistas: 1194

, ,