TIRO AL BLANCO

Tremendo pleito al interior ya tienen el presidente estatal del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Mario Mex Albornoz y sus tres diputados locales en el Congreso del Estado, ya que ante la advertencia de parte de su líder estatal de que podrían ser expulsados por haber rechazado la iniciativa de matrimonio igualitario en Yucatán y también haber aprobado el empréstito del gobierno del Estado por 2 mil 620 millones de pesos para seguridad en el Estado, de inmediato el diputado Miguel Candila Noh reviró y dijo que el dirigente local no tiene facultades para solicitar unas situación de este tipo y mucho menos porque ellos actuaron en forma «institucional».

Al parecer el dirigente de Morena está decidido a «meter al orden (o a su orden), a todos aquellos que no estén actuando en apego a lo que él cree debe ser su comportamiento como «morenistas».

Y es que en días pasados también se manifestó en contra de que el coordinador de Programas del gobierno Federal en Yucatán, Joaquín Díaz Mena, esté apoyando a conocidos ex panistas.

O sea, que el líder del partido guinda ya anda dando con todo para que como solía ocurrir con el PRI cuando era partido hegemónico, «no le brinquen las pulgas en otro petate» y finalmente se haga solo lo que disponga Morena como partido político y la llamada 4 Transformación.

Nada más que los pleitos internos tampoco son buenos para ese partido que actualmente tiene en sus manos a todo un país. Menos aún, si se considera que en Yucatán, todavía no ha logrado crecer lo suficiente de cara al futuro electoral.

Desde el balcón-

Publicación Anterior:
Siguiente Publicación:

Publicado el: 20 julio, 2019

Vistas: 294