Tiro al blanco

Los 25 diputados del Congreso de Yucatán han tenido que racionalizar las compras de café y hasta caramelos de miel, ante los recortes presupuestales que enfrentaron y, ante ello, hace unas semanas los miembros de la Junta de Gobierno y Coordinación Política firmaron una solicitud al gobernador del Estado, el panista Mauricio Vila Dosal, para que les otorgue una ampliación de recursos por alrededor de 11 millones de pesos.

El documento, que ya fue enviado al palacio de gobierno y que tentativamente ya recibió el mandatario yucateco, no ha tenido respuesta; de acuerdo a fuentes del mismo Poder legislativo, ni siquiera se les contestó el documento enviado.

Se asegura que no todos los legisladores están de acuerdo en haber autorizado el préstamo para el Gobierno del Estado para cuestiones de seguridad, pero que a cambio se deje en la «pichicatería» al mismo Poder Legislativo. El documento fue suscrito por todos los miembros incluyendo a la panista Rosa Adriana Díaz Lizama.

Uno de los diputados comentó «Estamos de acuerdo en el combate la corrupción, en los ahorros y acabar con los excesos pero tampoco creemos que sea adecuado «picihicatear» hasta en lo básico a un Poder del Estado como lo es el Poder legislativo, integrado ademas, por diferentes fuerzas y corrientes políticas». Así las cosas en la sede cameral del periférico de Mérida.

Desde el Balcón

Publicación Anterior:
Siguiente Publicación:

Publicado el: 18 agosto, 2019

Vistas: 142