Critican que Caimede esté en malas condiciones

Ese albergue tiene problemas de funcionamiento y la Ley de Asistencia Social ya está obsoleta, reconoció Castillo Espinosa

Mérida, Yucatán, 6 de noviembre de 2018.– El Centro de Atención Integral al Menor en Desamparo (Caimede) no se encuentra en óptimas condiciones y es algo que todos saben, reconoció la presidenta del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) en Yucatán, María Cristina Castillo Espinosa quien argumentó que no se trata de tirarle el problema a “ninguna administración”.

El Caimede, es un albergue vinculado al DIF Estatal que atiende alrededor de 168 infantes o adolescentes que presentan algún tipo de problema o dificultad con sus familias, sin embargo a la hora de operar la institución ha sido denunciada por presuntas violaciones de los derechos humanos y actos de corrupción.

Castillo Espinosa dijo claramente que el DIF Estatal “no está como ella quisiera”, debido a que presenta grandes retos para fortalecer a la institución y a la atención que los pequeños requieren.

Hace poco más de un mes, un grupo de mujeres se apersonó a las afueras del Palacio de Gobierno, y con pancartas en mano denunciaron que autoridades gubernamentales ligadas al Caimede se han dado a la tarea de “despojar” a madres de sus hijos, teniendo un modus operandi que consiste en confabularse con abogados “sin escrúpulos” que a petición de los ex maridos, fabrican delitos y presentan denuncias para quedarse con la custodia de los menores.

Al respecto, la funcionaria estatal reconoció que la Ley de Asistencia Social “ya está obsoleta” y se necesita agilizar el proceso para adoptar a un menor en Yucatán, así como disminuir los tiempos que pasa un niño o niña dentro del albergue antes mencionado.

“El Caimede tiene problemas de funcionamiento, es algo que todos saben, reconocemos que no está en condiciones óptimas, y no se trata de ‘tirarle’ a ninguna administración”, argumentó Castillo Espinosa ante el cuestionamiento sobre las condiciones actuales del albergue.

«Lo que tenemos que hacer como institución es proteger la infancia en Yucatán, pero sobre todo a los menores que están a cargo del Estado, que al no tener a sus padres necesitan que la institución sea un verdadero hogar, y que el gobierno les pueda dar el cariño y la atención que requieran», agregó.

Por último, dijo que aún no es oficial la propuesta que señala la desaparición del DIF, por lo que continuarán operando como lo han hecho hasta ahora. Asimismo dijo que en esta nueva administración le darán prioridad a los municipios con más alta marginación, y aquellos que presentan más problemas de salud como lo es la obesidad y la desnutrición. (Javier Escalante Rosado; Foto de archivo)

Publicado el: 6 noviembre, 2018

Vistas: 533